FacebookTwitterGoogle
Diet-Health.info Fundación G+E, Salud y Alimentación Temas Diet-Health.info Fundación G+E, Salud y Alimentación Temas Diet-Health.info Fundación G+E Temas

Hojas de lechuga rellenas con chutney afrutado de mango

Estas hojas de lechuga rellenas de chutney de mango recuerdan a los rollitos de primavera, son fáciles de preparar e ideales como entrante en verano.

crudiveganas

20min   baja


Valorar

Comentar

Subir foto

Nota

Ingredientes (para personas, )


Información nutricional por persona Mujer Hombre
Valor energético 370 kcal 18,5% 14,8%
Grasas 31 g 44,0% 38,5%
de las cuales, saturadas 3,5 g 17,4% 11,6%
Hidratos de carbono 22 g 8,1% 6,4%
de los cuales, azúcares 16 g 17,5% 14,3%
Fibra alimentaria 5,9 g 23,8% 23,8%
Proteínas (albúmina) 4,4 g 8,8% 7,3%
Sal (Na)1 269 mg 52,9% 52,9%
Una porción pesa 300g. Cantidad diaria recomendada por la GDA.
Grasas
Hidratos de carbono
Proteínas (albúmina)
Sal

Utensilios de cocina

  • batidora de vaso
    o batidora manual
  • exprimidor de cítricos

Tipo de preparación

  • picar o moler
  • prensar
  • hacer puré
  • pelar

Preparación

  1. Para el chutney de mango
    Pelar el mango, cortarlo en dados y ponerlo en un recipiente. Lavar los calabacines, cortarlos en dados pequeños y añadirlos al mango.

  2. A continuación, picar muy fino el pimiento, el chile y las hojas de cilantro y mezclarlos con el mango y los calabacines. Añadir a la mezcla zumo de limón, sal marina y pimienta de Cayena.

  3. Si desea utilizar zumo de limón recién exprimido en esta receta, necesitará un exprimidor de cítricos, así como un limón mediano (aproximadamente 200 gramos con piel) para obtener la cantidad de seis cucharadas soperas (45 gramos) que se especifica.

  4. Para la salsa de cáñamo
    Lavar la coliflor y el cebollino, picarlos muy finos y ponerlos en una batidora de vaso.

  5. Añadir las semillas de cáñamo, agua, aceites, zumo de limón, vinagre balsámico, sal y pimienta. Triturarlo todo hasta obtener un aliño suave.

  6. Para servir
    Separar las hojas de la lechuga, lavarlas y escurrirlas bien. Añadir el chutney de mango (aproximadamente 60 ml por hoja) a las hojas de lechuga romana y acompañarlas con la salsa de cáñamo.


Comentarios (como invitado) o iniciar sesión

Author
Inke Weissenborn
Observaciones sobre la receta

Origen de la receta: este plato se ha elaborado usando como modelo la receta de hojas de endivia rellenas del libro de David Côté y Mathieu Gallant, receta a la que hemos realizado algunos pequeños ajustes con el fin de reducir la cantidad de aceite y sal que se añade principalmente a la salsa.

Cilantro: en cuanto al sabor del cilantro, las opiniones difieren ampliamente. Algunas personas rechazan su intenso sabor, que les recuerda al jabón y les provoca nauseas. Según una estadística suiza, el 15 % de los alérgicos son sensibles al cilantro. Si ese es su caso, simplemente no lo utilice en sus recetas. Sin embargo, el cilantro le da un toque exótico al plato y no hay alternativas que consigan darle un sabor similar. El perejil de hoja plana, muy parecido en apariencia al cilantro, tiene un gusto totalmente distinto, aunque suele utilizarse bastante a menudo como sustituto.

Limones para el zumo de limón: si desea utilizar zumo de limón recién exprimido en esta receta, necesitará el utensilio adecuado (exprimidor de cítricos) y un limón de unos 120 gramos aproximadamente (pesado con piel) para obtener la cantidad de 45 ml que se especifica (unas seis cucharadas soperas).

Consejos

Reconocer los mangos maduros: para conseguir el intenso sabor afrutado que caracteriza esta receta es importante utilizar mangos maduros. A la hora de elegir la fruta, reconocerá los mejores ejemplares porque la carne del mango cede ligeramente cuando lo aprieta con el dedo y porque no tiene golpes visibles.

Preparación alternativa

Moderar el picante: si desea que esta receta sea más picante, utilice más chiles. También puede conseguirlo con pimienta de Cayena, que se puede repartir mejor, si bien el chile aporta un sabor mucho más aromático.

Lechuga para servir: si no quiere utilizar lechuga romana o prefiere utilizar otras variedades, puede sustiturla por lechuga de hoja de roble o endivias.