Fundación Salud y Alimentación
La mejor perspectiva para su salud
La mejor perspectiva para su salud
La mejor perspectiva para su salud
La mejor perspectiva para su salud

Crema de patatas con acompañamiento de verduras

Esta crema de patatas se sirve con un acompañamiento de verduras al vapor.

veganas cocinadas

30min    55min    baja  
  Agua 86,4 %  78/09/12  LA (2.1g) 3:1 (0.7g) ALA


Ingredientes (para personas, )

Utensilios de cocina

  • cocina (artefacto)
  • pelador
  • sartén

Tipo de preparación

  • cocer
  • picar o moler
  • rehogar
  • dorar
  • degustar
  • hacer puré
  • mondar
  • pelar

Preparación

  1. Preparación de la crema
    Para la crema, pelar las cebollas y picar fino. Limpiar el puerro, lavarlo bien y trocear en aros. Lavar las patatas, pelar y partir en cuartos.

    La autora utiliza patatas harinosas para la crema.

  2. Calentar el aceite de canola en una sartén y sofreír la cebolla. Añadir los aros de puerro y cocinar durante 3 minutos. Verter el caldo de verduras. Lavar el apio del monte, sacudirlo para secarlo y añadirlo. Cocer a fuego lento la crema entre 12 y 15 minutos hasta que las patatas estén tiernas.

    Nosotros hemos optado por un caldo de verduras sin sal añadida (consulte la «Preparación alternativa»).

    Para 4 raciones, utilice 2 o 3 tallos de apio del monte (unos 5 o 7 gramos).

    Se recomienda utilizar aceite de canola en lugar de aceite de oliva. De esta manera, mejorará la proporción de ácidos grasos omega 6 y omega 3. En la receta original se indica media cucharadita o una cucharadita de sal para cuatro raciones.

  3. Retirar el apio de monte, añadir la nata de avena y triturar hasta que quede textura de crema. Sazonar con sal, pimienta y nuez moscada.

    La autora no especifica ninguna nata vegetal en concreto. Nosotros nos hemos decantado por la nata de avena. Sin embargo, puede usar cualquier otra nata vegetal.

  4. Para el acompañamiento
    Para el acompañamiento, lavar y pelar las patatas, las zanahorias y las batatas y trocearlas en dados de 1 cm. Limpiar el puerro, lavarlo bien y trocear en aros.

    Para el acompañamiento, sirven patatas cerosas.

  5. Terminar la crema
    Calentar el aceite de canola en una sartén y saltear las verduras en ella durante unos 7 o 10 minutos hasta que estén al dente y sazonar con un poco de sal y pimienta. 
    Servir la crema en cuencos con el acompañamiento de verduras y una cucharada de crema agria vegana.

    En la receta original, se utiliza una cucharadita de margarina vegana para 4 raciones.

Observaciones sobre la receta

Esta crema de patatas se sirve con un acompañamiento de verduras al vapor.

Tamaño de las raciones: dependiendo de su apetito, las cantidades de ingredientes que indica la autora para 4 raciones también pueden servir para más comensales.

Perfil nutricional: si tomamos como referencia las Cantidades Diarias Orientativas (GDA, en inglés), una ración de esta receta cubre más del 75 % de las necesidades diarias medias de vitamina B6. El 50 % de la vitamina A está cubierta, al igual que el 40 % del ácido fólico, el cobre y el manganeso. La proporción de ácidos grasos omega 6 y omega 3 es de 3:1 debido al cambio de aceite de oliva a aceite de canola, por lo que supera el máximo recomendado de 5:1 (consulte los «Consejos»).

Tipos de patatas: las patatas, originarias de Sudamérica, son uno de los alimentos básicos más importantes. Se distingue entre patatas cerosas, mayormente cerosas y harinosas. Para esta receta, se utilizan mejor las harinosas como base de la crema y las cerosas para el acompañamiento.

Nata de avena: la crema de avena es una alternativa vegana ligera a la crema convencional. La avena es rica en proteínas y también en aminoácidos esenciales. Destacan por su porcentaje de vitaminas y minerales. Puede encontrar una receta para hacer la suya propia en el apartado de «Preparación alternativa».

Apio de monte: el apio de monte, Levisticum officinale, también conocido como levístico, tiene un aroma similar a las pastillas de caldo concentradas (como las de Avecrem). Se utiliza para condimentar alimentos como verduras, ensaladas y sopas.

Consejos

Caldo concentrado de verduras en lugar de caldo de verduras: una alternativa sabrosa y baja en sal es sustituir el caldo de verduras convencional por un caldo de verduras concentrado. El caldo es un ingrediente muy concentrado y sin sal. Dependiendo de la concentración, aporta más o menos sabor, motivo por el cual nosotros no hemos especificado ninguna cantidad. Puede elaborar su propio caldo de verduras concentrado. Si desea saber cómo, consulte nuestra receta de caldo de verduras vegano concentrado.

Crema agria vegana: también puede preparar la crema agria vegana usted mismo. Se puede preparar siguiendo el mismo principio que para el yogur vegano. En lugar de «leche vegetal», para la crema agria vegana se utiliza «nata vegetal» espesa con un contenido de grasa de al menos el 10 %. Las instrucciones para su elaboración se encuentran en el ingrediente «crema agria vegana» en la sección «Elaboración casera».

Aceite de oliva o aceite de canola: si utiliza aceite de canola en lugar de aceite de oliva, la proporción de ácidos grasos omega 6 y omega 3 cambian de 6:1 a 3:1. Los poderes económicos y los grupos de presión empresariales han creado todo un culto en torno al aceite de oliva, aunque su proporción de ácidos grasos omega 6 (LA) y omega 3 (ALA) supere en mucho la recomendada de 5:1. Encontrará más información al respecto en el siguiente enlace: La dieta vegana puede no ser saludable. Errores de nutrición.

Preparación alternativa

Reducir la sal: hemos reducido deliberadamente la cantidad de sal utilizando caldo de verduras sin sal añadida. El objetivo es emplear la menor cantidad posible de sal sin que afecte al sabor. Puesto que la necesidad de sal varía en función de los hábitos de cada individuo, queda a su elección. Si desea saber más sobre este tema, el libro Sal, azúcar y grasas aporta muchos datos al respecto.

Como alternativa a la nata de avena también puede usar una crema vegetal diferente u omitirla.

Margarina vegana: utilizamos aceite de canola en lugar de margarina vegana porque la margarina vegetal sigue siendo un producto industrial controvertido a pesar de las adaptaciones fisiológicas para la salud, como evitar las grasas trans.