Fundación Salud y Alimentación
La mejor perspectiva para su salud
La mejor perspectiva para su salud
La mejor perspectiva para su salud
La mejor perspectiva para su salud

Curry rojo tailandés vegano con brócoli y batatas

Receta básica simple para un curry tailandés vegano rojo cuyos ingredientes se pueden variar según lo deseado. Aquí con brócoli, batatas y leche de coco.

veganas cocinadas

25min45min
intermedia
84% 55/12/33 
Ω-6 (LA, 2.4g) : Ω-3 (ALA, 1.2g) = 2:1


Ingredientes (para personas, )

Utensilios de cocina

  • pelador
  • sartén
  • cocina (artefacto)

Tipo de preparación

  • cocer
  • rehogar
  • reposar
  • mondar
  • pelar

Preparación

  1. Para la mezcla de cebolla y especias
    En primer lugar, pelar la cebolla y cortarla en dados grandes. Calentar aceite de oliva en una sartén grande o en un wok y añadir la cebolla. Saltearla a fuego lento.

  2. Pelar los ajos y el jengibre y picarlos muy finos. Añadirlos a la cebolla.

    Llegados a este punto, la cebolla debería estar ya transparente. Es importante prestar atención y no dejar que la sartén se caliente demasiado, pues no queremos que la cebolla se dore, sino que se ponga translúcida. Además, el ajo se quema muy deprisa.

  3. Después de unos cinco minutos, añadir a la cebolla el curry en polvo, el pimentón, el chile en polvo o en copos y la cúrcuma. Remover y dejar que la mezcla se haga a fuego lento durante tres minutos. A continuación, verterla en un bol y reservarla para más tarde.

  4. Para el resto de los ingredientes del curry rojo tailandés
    Lavar el brócoli, las batatas, las zanahorias y el pimiento y cortarlos en trozos que se puedan comer de un solo bocado. 

    Debe pelar las batatas antes de cortarlas ya que, durante la cocción, la piel de las batatas se vuelve algo correosa. No es necesario que pele las zanahorias si estas son orgánicas.

  5. Calentar el aceite en la sartén o en el wok que haya utilizado antes e incorporar la verdura. Después, agregar más o menos un centímetro de agua. Si es posible, tapar la sartén y dejar que las verduras se cuezan durante diez minutos.

  6. Cuando haya pasado ese tiempo, comprobar que todavía quede agua en el fondo. En caso contrario, añadir más. Agregar la mezcla de cebolla y especias y remover. Volver a tapar y cocer durante diez o quince minutos más.

    Además de comprobar si hay suficiente agua en el fondo de la sartén, también es importante que eche un vistazo para ver si la verdura ya está lista. No deje que se deshaga, pues lo mejor es que quede un poco al dente.

    Asimismo, lo mejor en este punto es empezar a preparar la guarnición (que suele ser arroz).

  7. Tan pronto como la verdura esté cocida, pero al dente, añadir la leche de coco. Salar, remover y dejar que el curry rojo tailandés siga cociéndose a fuego lento durante cinco minutos más.

    En función de la temperatura a la que se almacene la leche de coco, esta tendrá una u otra textura. En las zonas más frías, lo normal es que las partes sólidas y líquidas de la leche se separen, lo que no tiene nada que ver con la calidad del producto. Así pues, puede añadir ambas partes por separado a la sartén, ya que la parte solidificada enseguida se derrite con el calor y se vuelve a unir a la líquida.

  8. Noch nicht übersetzen
    Noch nicht übersetzen

Información nutricional por persona Por cada 100 g
2000 kcal
Valor energético348 kcal17,4 %
Grasas22 g31,4 %
de las cuales, saturadas10 g50,1 %
Hidratos de carbono (incl. fibra)36 g13,3 %
de los cuales, azúcares10 g11,2 %
Fibra alimentaria9,3 g37,0 %
Proteínas/Albúmina7,9 g15,8 %
Sal (Na:153,2 mg)389 mg16,2 %
Una porción pesa 429g.Cantidad diaria recomendada por la GDA.
Grasas
Hidratos de carbono
Proteínas/Albúmina
Sal

Micronutrientes esenciales con mayores proporciones por persona 2000 kcal
VitVitamina C (ácido ascórbico) 177 mg222,0 %
VitVitamina A, como retinol (ER) 963 µg120,0 %
VitFolato y ácido fólico (ant. vitamina B9, B11) 138 µg69,0 %
ElemManganeso, Mn 1,4 mg68,0 %
FettÁcido alfa-linolénico; ALA; 18:3 omega-3 1,2 g58,0 %
ElemPotasio, K 1'087 mg54,0 %
VitPiridoxina (vitamina B6) 0,68 mg48,0 %
ElemCobre, Cu 0,38 mg38,0 %
ProtL-Tryptophan (Trp, W) 0,09 g38,0 %
ElemHierro, Fe 4,7 mg34,0 %

Información nutricional por persona detallado

La mayor parte de los datos relativos a los ingredientes de nuestra página proceden del USDA (Departamento de Agricultura de los EE. UU.). Esto significa que los ingredientes de los productos naturales a menudo no se encuentran indicados en su totalidad o lo hacen agrupados, mientras que en los elaborados a partir de estos sí que suele aparecer la información completa.

Un ejemplo de ello son las semillas de lino, en cuya información nutricional el aminoácido alanina (omega-3) solo se muestra como parte de un supergrupo, mientras que en el aceite de semillas de lino esta aparece identificada como tal. Con el tiempo lo modificaremos, aunque va a ser una tarea ardua. Los ingredientes que han sido adaptados van acompañados de una «i» que muestra la explicación cuando se pasa el ratón por encima.

El Erb-Müesli incluye el 48 % de la cantidad diaria de alanina recomendada. ¡Con la corrección, el muesli contiene más del 100 % de los ácidos grasos recomendados de omega-3 (alanina)!  Nuestro objetivo a largo plazo es comparar la composición de los ingredientes de nuestras recetas con los del estilo de vida occidental convencional.

Ácidos grasos esenciales por persona 2000 kcal
Ácido alfa-linolénico; ALA; 18:3 omega-3 1,2 g58,0 %
Ácido linoleico; LA; 18:2 omega-6 2,4 g24,0 %

Aminoácidos esenciales por persona 2000 kcal
L-Tryptophan (Trp, W) 0,09 g38,0 %
Treonina (Thr, T) 0,29 g32,0 %
Isoleucina (Ile, I) 0,28 g22,0 %
Valina (Val, V) 0,36 g22,0 %
Lisina (Lys, K) 0,36 g19,0 %
Fenilalanina (Phe, F) 0,30 g19,0 %
Leucina (Leu, L) 0,40 g17,0 %
Metionina (Met, M) 0,10 g11,0 %


Macroelementos esenciales (macrominerales) por persona 2000 kcal
Potasio, K 1'087 mg54,0 %
Fósforo, P 217 mg31,0 %
Magnesio, Mg 96 mg26,0 %
Sodio, Na 153 mg19,0 %
Calcio, Ca 136 mg17,0 %

Oligoelementos esenciales (microelementos) por persona 2000 kcal
Manganeso, Mn 1,4 mg68,0 %
Cobre, Cu 0,38 mg38,0 %
Hierro, Fe 4,7 mg34,0 %
Zinc, Zn 1,5 mg15,0 %
Selenio, Se 6,0 µg11,0 %
Flúor, F 39 µg1,0 %
Yodo (Iodo, I) 2,1 µg1,0 %
Autor
No hay imagen disponible
Maria Nagel, Alemania
Observaciones sobre la receta

Receta básica simple para un curry tailandés vegano rojo cuyos ingredientes se pueden variar según lo deseado. Aquí con brócoli, batatas y leche de coco.

Los currys en Asia: los currys son platos muy populares en Asia que cuentan con numerosas variantes, ya sea por los métodos de preparación, los componentes, el sabor... Se podría decir que hay tantos currys como regiones en Asia. Sin embargo, todos ellos se caracterizan porque se preparan sobre todo con verdura y se acompañan de arroz.

Esta receta de curry tailandés no pretende mostrar un método de preparación tradicional. Sin embargo, sí que es cierto que contiene ingredientes frecuentes en un curry tailandés, aunque adaptados a un paladar occidental.

El color rojo se debe al pimentón y al chile. También se pueden preparar currys verdes y amarillos.

Consejos

Pungencia: el plato tiene un sabor picante que debe al jengibre y al chile en polvo. Si no le gusta el picante o no quiere que sea tan fuerte, varíe las cantidades de ambos ingredientes.

Cilantro: para muchas personas, el cilantro es uno de esos ingredientes que no puede faltar en un plato tailandés. En occidente, las opiniones difieren, ya que son muchas las personas a las que no les gusta esta hierba aromática. Si a usted le agrada, utilícela en abundancia en esta receta. Puede añadir las hojas picadas al final de la cocción o espolvorearlas por encima sobre el plato terminado. Si cocina para invitados, se recomienda hacer esto último.

Preparación alternativa

Otras verduras: las verduras que se proponen son muy apropiadas para este plato, pero también puede emplear pimientos amarillos, calabacines, espinacas, patatas, calabaza, cebollas o setas. Además, este plato es perfecto para aprovechar esas verduras que se nos hayan quedado por la nevera.

Anacardos: los anacardos son una opción estupenda para decorar y acompañar este plato. Se pueden añadir a la verdura de la sartén enteros o picados. Además, cocerlos para que estén un poco más suaves es muy sencillo y, al no tener demasiado sabor, absorben perfectamente el del curry.

Otras guarniciones: la guarnición tradicional es un arroz (glutinoso). Sin embargo, también se puede emplear cuscús, mijo o quinua.