Fundación Salud y Alimentación

La mejor perspectiva para su salud

La mejor perspectiva para su salud

La mejor perspectiva para su salud

La mejor perspectiva para su salud

Semillas de sésamo negro

Las semillas de sésamo negro son la forma primitiva del sésamo. Este tipo de sésamo es rico en nutrientes y tiene un sabor más intenso que el sésamo blanco.
Agua 4,7%  26/20/55  LA (21.4g) 57:1 (0.4g) ALA
Comentarios Imprimir
Haga clic para tablas de nutrientes

Las semillas de sésamo negro (Sesamum indicum nigrum) tienen un sabor más aromático quelas de sésamo blanco. El sésamo es uno de los alimentos más ricos en selenio que podemos encontrar y, además, también contiene mucho calcio. Sin embargo, provoca alergias, por lo que siempre tiene que aparecer indicado en el etiquetado aunque las cantidades que contenga sean pequeñas.

Información general:

Del artículo de Wikipedia: «El sésamo o ajonjolí (Sesamum indicum L.), cuya semilla es el ajonjolí, es una planta cultivada por sus semillas ricas en aceite, que se emplean en gastronomía, como en el pan para hamburguesas. También es usado para hacer dulces».

«Actualmente, las semillas de sésamo son una de las semillas oleaginosas más utilizadas en la cocina y repostería internacional, sobre todo en la oriental».

Expansión:

«El sésamo es originario de la India y de África, desde donde llegó a América transportada por los esclavos, quienes utilizaban sus semillas para espesar y dar sabor a gran variedad de platos».

Usos y composición:

«Las semillas, el aceite y la raíz del sésamo se utilizan con fines terapéuticos y culinarios. Las semillas de sésamo son ricas en aceites y de ellas se obtiene el aceite de sésamo, que se emplea sobre todo para cocinar. Si se elabora a partir de semillas tostadas y prensadas, también se utiliza como condimento (por ejemplo, el gomashio japonés o el kkaesogeum coreano) *».

«Las semillas de sésamo poseen una elevada cantidad de proteínas, además de ser ricas en metionina, un aminoácido esencial. Las grasas que contiene son insaturadas, es decir 'buenas', lo que junto a su contenido de lecitina y fitoesteroles las convierte en un alimento que contribuye a reducir el nivel de colesterol sanguíneo. Igualmente son destacables sus muy altos niveles de calcio, hierro, así como de zinc.

Las semillas de sésamo poseen también buenas cantidades de fibra, por lo que su consumo resulta beneficioso para la regulación de la función intestinal».

Con las semillas de sésamo enteras y sin tostar se puede preparar una especie de mantequilla que se conoce como tahín y que se utiliza en la cocina árabe.

Las semillas de sésamo negro son más nutritivas, sabrosas y aromáticas que las de sésamo blanco. Su sabor recuerda ligeramente al aroma de los frutos secos y otras semillas, y es perfecto para preparar muesli o refinar el sabor de ensaladas u otros platos. El aceite de sésamo negro prensando en frío se utiliza como remedio natural en Tailandia.

Conservación y almacenamiento:

El sésamo se puede adquirir durante todo el año y se conserva en perfectas condiciones durante meses si se hace en un lugar oscuro y fresco.

Datos de interés:

La mejor manera de consumir sésamo negro es crudo, ya que así conserva todos sus valiosos nutrientes. Otra opción es consumir las semillas en forma de brote, pues de esta manera aumenta la cantidad de nutrientes que aporta y el cuerpo es capaz de asimilarlos mejor. Para que germinen basta con poner las semillas en remojo entre 24 y 48 horas. Si la raíz se hincha de forma notable, el sabor dejará de ser suave y pasará a ser amargo.

Nota: * = Traducción del artículo de Wikipedia en alemán.

Ingrediente con tablas de nutrientes


Comentarios (como invitado) o iniciar sesión
Comentarios Imprimir