Fundación Salud y Alimentación

La mejor perspectiva para su salud

La mejor perspectiva para su salud

La mejor perspectiva para su salud

La mejor perspectiva para su salud

Rollitos de nori con crudités y paté de jengibre y almendras

Estos rollitos crudos de alga nori son sencillos de preparar. El paté de jengibre y almendras es una alternativa muy sabrosa al relleno de arroz tradicional.
Comentarios Imprimir

crudiveganas

40min    9h    intermedia  
  Agua 77,3 %  41/19/39  LA (6.1g) !:0 (0g) ALA


Ingredientes (para personas, )

Haga clic para tablas de nutrientes
Para el paté de jengibre y almendras
195 gAlmendras
1 cda.Jengibre crudo (6,5 g)
½ cdta.Cúrcuma, cruda (curcuma longa, polluelo) (1 g)
120 gZanahorias, crudas
½ cdta.Sal marina (2,5 g)
2 Dátiles, variedad Deglet Noor, sin hueso (14 g)
60 mlAgua potable (60 g)
Para los rollitos de nori con crudités
1 Pimiento, rojo, crudo (164 g)
1 Pepino con piel, crudo (458 g)
140 gJícamas, crudas
4 Algas rojas (11 g)

Utensilios de cocina

  • batidora de vaso o batidora manual o robot de cocina (amasar, mezclar, etc.)
  • cortador en espiral o pelador
  • rallador

Tipo de preparación

  • picar o moler
  • plato frío
  • remojo
  • reposar
  • hacer puré
  • rallar

Preparación

  1. Para el paté de jengibre y almendras
    Poner las almendras en remojo durante la noche y escurrirlas.

  2. Rallar o picar el jengibre y la cúrcuma. Rallar la zanahoria.

  3. Triturar las almendras, la sal marina, los dátiles, las zanahorias y la cúrcuma con una batidora de vaso. A continuación, agregar el agua muy poco a poco con la batidora ya en marcha. Seguir triturando hasta que la masa adquiera la textura espesa y sustanciosa de un paté (que se pueda untar). Si lo desea, puede añadir más agua (unos 80 mililitros).

    Con las cantidades que le indicamos para cuatro comensales obtendrá unos 220 gramos del paté de jengibre y almendras.

  4. Para los rollitos de nori con crudités
    Por un lado, cortar el pimiento y el pepino en tiras muy finas y, por otro, utilizar un cortador en espiral para la jícama.

  5. Colocar una hoja de nori con la parte brillante hacia abajo sobre una superficie plana y seca. La parte más estrecha del alga debe orientarla hacia usted. Untar un cuarto del paté y dejar más o menos un tercio de la hoja libre (la parte que más alejada le quede). Distribuir una cuarta parte de las verduras de forma horizontal sobre el paté, pero dejar una distancia de unos cinco centímetros desde el borde de la hoja.

    Puede utilizar hojas de nori crudas o tostadas.

  6. Comenzar a enrollar desde un extremo (el que tenga relleno y le quede más cerca). Humedecer el borde superior con agua y, cuando esté enrollado del todo, apretarlo ligeramente.

  7. Repetir con los tres rollos restantes y, después, dejar reposar el sushi hasta que adquiera una consistencia más blanda.

  8. Servir
    Cortar con un cuchillo limpio y afilado cada rollo de sushi en cinco rollitos. Si así lo desea, servirlo con un poco de salsa tamari.

    Guardar los rollitos de nori en la nevera durante la noche. El paté de jengibre y almendras se conserva en perfectas condiciones hasta cinco días, así que pueden prepararse más rollitos si se quiere.

Recetas con tablas de nutrientes


Comentarios (como invitado) o iniciar sesión
Comentarios Imprimir
Observaciones sobre la receta

Estos rollitos crudos de alga nori son sencillos de preparar. El paté de jengibre y almendras es una alternativa muy sabrosa al relleno de arroz tradicional.

Jícama: este tubérculo comestible tiene la carne firme, es crujiente y muy jugoso. Su sabor es dulce y recuerda un poco al de la manzana. El lugar de procedencia de las jícamas es México, aunque hoy en día también se cultiva en África y Asia. Además del tubérculo, pobre en grasas, también se da uso a las semillas aunque, como no son comestibles, se emplean como insecticida.

Nori: el alga nori es un alga comestible de sabor dulce que se comercializa ligeramente tostada o seca. El alga nori verde que puede adquirir en los comercios ya está tostada. La mayor parte del alga nori proviene de cultivos de algas de Japón especialmente diseñados para ello y en Corea representa un sector nada despreciable. Sin embargo, debido a su contenido en yodo, relativamente alto, hay que consumirlas con moderación.

Yodo y algas: cuando se consumen algas hay que tener en cuenta el yodo que estas contienen. El yodo es un oligoelemento esencial que normalmente aparece en forma de yoduro y que es especialmente importante para la producción de ciertas hormonas tiroideas. Una deficiencia de yodo tiene como resultado el hipotiroidismo, pero un consumo excesivo puede ser perjudicial para la salud, pues es demasiado para la tiroides. El porcentaje de yodo de las algas varía en función de su variedad, del momento en el que se han cosechado, así como del lugar de crecimiento y del modo en que se han procesado.

Consejos

Conservación: se pueden guardar los rollitos de nori por la noche en la nevera y el paté de jengibre y almendras se conserva en perfectas condiciones hasta cinco días, así que pueden prepararse más rollos si se quiere.

Pelar bien la jícama: para pelar la jícama puede utilizar un pelapatatas, pero tiene que asegurarse de que ha retirado completamente la piel, ya que esta no es comestible y puede producir dolor abdominal.

La cúrcuma destiñe: si utiliza cúrcuma fresca debe ponerse unos guantes, ya que la cúrcuma tiñe. Los instrumentos de cocina brillantes también pueden quedar manchados de amarillo de forma permanente.

Preparación alternativa

Calabacín: si no quiere utilizar jícama, el calabacín es una buena alternativa para este plato.

Jengibre en polvo: puede sustituir el jengibre fresco por jengibre en polvo (media cucharadita para cuatro comensales). Sin embargo, es preferible utilizar jengibre fresco.

Variaciones en el relleno: si prepara esta receta para varios invitados y, por lo tanto, necesita más ingredientes, su creatividad es la que marca el límite. Por ejemplo, las setas (shiitake o de ostra) o los espárragos verdes, entre otros, combinan muy bien.

Encontrar recetas