FacebookTwitterGoogle
Diet-Health.info Fundación G+E, Salud y Alimentación Temas Diet-Health.info Fundación G+E, Salud y Alimentación Temas Diet-Health.info Fundación G+E Temas

Caldo de verduras, con poca sal

Un caldo de verduras con poca sal implica que el contenido de sodio se reduce de 400 a 234 mg. El caldo se compone de un 98 % de agua.

El caldo de verduras se encuentra en casi cualquier supermercado en distintas formas (polvo, bloque compacto o líquido). En numerosas ocasiones el caldo contiene potenciadores del sabor y aditivos. Si se prepara en casa esto se puede evitar y, dependiendo de los ingredientes, se le puede dar al caldo el sabor deseado. Los caldos bien preparados son un fondo importante para numerosos platos como sopas, salsas o potajes.

Información general sobre el fondo:

Del artículo "es.wikipedia.org/wiki/Caldo": «El Fondo en la cocina profesional es un caldo básico que se elabora como primer paso de una preparación. En la preparación suele emplearse huesos (o espinas en el caso de que se trate de pescados) que se someten a una cocción lenta, generalmente aromatizada con verduras, especias y hierbas aromáticas. Existen diversos tipos de fondos en función del proceso culinario: fondos blanco o claro, oscuros, fumet, glacés».

Información general sobre el caldo:

Del artículo de Wikipedia en español: «Un caldo es, en gastronomía, en agua uno o varios ingredientes, por regla general carnes, pescados o vegetales (es decir un fondo) al que se añaden cereales, pasta, verduras. Así se tiene que el caldo de pollo es simplemente agua en que se ha cocido, a veces en presencia de carne, pedazos de pollo (siendo posible los huesos), caldo de pescado es agua en que se ha cocido pescado (o sus espinas), caldo de res es agua en que se ha cocido carne bovina, y caldo de cerdo es agua en que se ha cocido carne de cerdo. La cocción se realiza en una marmita u olla de bordes altos. Este tipo de alimento se encuentra en la categoría de las salsas ya que su forma concentrada entra a menudo en su elaboración. Los caldos son la base de muchas preparaciones culinarias como las sopas, las cremas y los arroces».